Libro “El lobby feroz” muestra cómo es la «cocina» en la que se prepara la política en Chile

De acuerdo a cifras entregadas por la última encuesta CEP, más del 60 por ciento de chilenos dice “no hablar de política con su familia” y que “no les interesa dicha actividad”. Número preocupante si se considera que desde el congreso y otras instancias polítícas se contextualiza la vida de todos los ciudadanos. libro_lobbyferoz_b

El abogado chileno Renato Garín sí se interesa sobre lo que se gesta al interior del mundo político. O la “cocina”, como tan libre de cuerpo llamó el senador Andrés Zálvidar al hoy polémico espacio en el que se «preparan» las leyes, acuerdos y desacuerdos en torno a lo que dirigirá la vida de todos los chilenos.

La «cocina» es también una manera «amable» de denominar una práctica muy habitual, pero muy poco conocida públicamente, en el ámbito político chileno: el temible lobby.

Hace unos años, tras un escándalo de proporciones, se reguló en parte la forma en que los lobbistas se movían por el congreso contactándose con los legisladores. Sin embargo, esta práctica sigue siendo poco cristalina y aún no es posible saber exactamente cómo define el destino de leyes, empresas y personas.

En su libro “El lobby feroz”, el también académico y columnista Renato Garin realiza una investigación que explora los lazos existentes entre los poderes económicos y políticos con sus influencias, repartos de poder o -derechamente- de dinero, entre otros aspectos. Algo que parece un relato de ficción, pero que no lo es y que ocurre en pasillos, oficinas, restoranes y en casas particulares.

Con prólogo de la periodista Beatriz Sánchez, “El lobby feroz” aborda el tema con singular coraje y se sumerge en el mundo de los principales lobbistas del país, apareciendo destacada la figura de Enrique Correa. Tras dejar sus tareas ministeriales en el gobierno de Patricio Aylwin, es uno de los pocos personajes del sector que siempre se ha reconocido como lobbysta.

Otros personajes o empresas se han escondido tras una palabra que, con el correr del tiempo, se ha transformado en comodín insípido: asesores.

Bajo el sello editorial Catalonia, la publicación de Garin indaga en profundidad a los protagonistas de esta práctica en Chile y las formas en que operan, dejando al descubierto el entramado de una clase política anclada en las redes de influencias.

Un tema no menor para un país que necesita de la mirada y análisis constante de sus ciudadanos sobre sus autoridades, gobiernos y dirigentes. Una sociedad que entienda que estar informado sobre lo que pasa en esa “cocina” sí es importante para su vida y la de sus familias.

12
0

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*