Marcha en repudio a la violencia institucional contra las mujeres en Chile

En el último tiempo la sociedad chilena ha debido constatar situaciones sorprendentes marcha_femicidio_bcomo la posibilidad de que las mujeres víctimas de violaciones sexuales vayan a la cárcel si interrumpen ese embarazo no deseado, que una mujer mapuche deba dar a luz rodeada de gendarmes y engrillada a la cama de un hospital o que el máximo tribunal de justicia rebaje la condena al hombre que le arranca los ojos a su ex pareja, dejándola casi muerta en la calle.

Se trata de tres ejemplos que resumen sólo algunos hechos de gran connotación mediática y social, pero existen muchos más que no llegan a ser portada de ningún medio.

Frente a estas situaciones, la Red Chilena contra la Violencia hacia las Mujeres convoca a una marcha, este martes 18 de julio, para manifestar repudio a lo que denomina «violencia institucional que se ejerce cada día en el país».

El más terrible

Uno de los casos más escandalosos de los citados es lo ocurrido el 11 de julio pasado, cuando la Corte Suprema de justicia decide no calificar como «femicidio frustrado» las agresiones de Mauricio Ortega contra Nábila Rifo, a pesar de haberle partido el cráneo, sacado los ojos, abandonado semidesnuda y agónica con temperaturas bajo cero y que, en opinión de los expertos, no habría sobrevivido de no haber recibido ayuda oportuna.

marcha_femicidio_cTeniendo la oportunidad de enviar una clara señal y marcar un poderoso  precedente, el máximo tribunal de justicia decide minimizar la violencia extrema vivida por la víctima.

Peor aún, envía un mensaje a todas esas mujeres agredidas física y psicológicamente diciendo que sólo si las matan el femicidio puede ser considerado, ya que acreditarlo sin que se concrete es «técnicamente inposible», según explican los leguleyos.

A juicio de la instancia que convoca a la marcha, la rebaja de condena a Mauricio Ortega es una manifestación evidente del machismo arraigado en los diversos estamentos institucionales de Chile,  que –entre otras cosas- deben velar por proteger a las víctimas, pero que muchas veces no cumplen con su rol ni su misión.

«Afirmar en el fallo que Mauricio Ortega no quiso matar a Nábila Rifo sólo demuestra, cual bofetada, la impunidad y liviandad con que el sistema de justicia y sus operadores enfrentan el grave problema psicológico, cultural, político y social que constituye la violencia generalizada que las mujeres deben enfrentar día a día», plantea un comunicado de la red femenina.

En cifras

Según datos oficiales, en Chile hay 150 denuncias de maltratos a mujeres al día. En lo que va de este año, 35.524 mujeres han denunciado violencia sólo en el ámbito intrafamiliar. marcha_femicidio_d

En ese mismo lapso, 39 mujeres han sido asesinadas y más del doble han sobrevivido a los ataques femicidas, pese al trauma, al miedo y la incompetencia institucional que vulnera sus derechos a todo nivel.

La marcha

Lorena Astudillo, abogada y vocera de la Red Chilena, comenta que “la justicia miope de la Corte Suprema se suma a la golpes físicos y psicológicos vividos por Nábila y que también nos violenta a todas y todos. Es por eso que llamamos a marchar. No nos quedaremos tranquilas mientras las leyes sigan sosteniéndose en prácticas machistas”.

En Santiago, la marcha comienza a las 19 horas en Plaza Italia y culmina en el monumento a las mujeres víctimas de la represión política en el metro Los Héroes.

A la misma hora, en Curicó el punto de encuentro es la plaza de Curicó y en Concepción es en el frontis de los Tribunales de Justicia.

0
0

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*