Escritor chileno Alberto Fuguet promete inquieta relectura a Papelucho en un taller online

Una buena pregunta, como generalmente son las que formula el periodista, escritor y cineasta chileno Alberto Fuguet. ¿Es Papelucho una voz subversiva literaria imprescindible o acaso se ha transformado en una suerte de juguete que es abandonado por los niños al crecer?

Papelucho -qué duda cabe- es un ícono de la literatura infantil en Chile y también en América Latina. Un niño de clase media, ingenuo pero irónico, simple pero muy suspicaz, que llama la atención entre 1947 y comienzos de los años 70.

Parece ser una efectiva respuesta nacional a las clásicas historias infantiles surgidas en las zonas nórdicas del mundo (Andersen y Grimm, por ejemplo), creando un contexto propio, sin perder universalidad.

Las horas pandémicas que se viven sirven para darle una necesaria vuelta de tuerca a esas obras que marcan por una o varias razones. Es lo que cree Fuguet para hacer una atractiva invitación: releer la saga de Papelucho con el contexto del Chile que surge el 18 de octubre de 2019. Para el autor y cineasta, Papelucho fue clave en la escritura de su primer libro.

Para much@s otr@s, Papelucho también debe haber sido clave en variados contextos: artísticos, personales, literarios, conceptuales, biográficos, familiares. En fin. La lista es larga.

«¿Se puede releer algo que se leyó de niño? ¿Es el mismo libro?», se pregunta Fuguet. La aventura comienza este martes 11 de agosto a las 19:30 vía Zoom, en el contexto de una actividad organizada por Talleres de Bolsillo.

Se trata de tres charlas-conversatorio los días martes 11, 18 y 25 de agosto, que tienen un valor de $40.000.

Las jornadas incluyen una revisión de los doce libros de Papelucho, un análisis a la autora Marcela Paz (considerada como «enigmática» por Fuguet), cómo la historia ha influido y cuán vivo sigue este personaje «que se niega a crecer», apunta el escritor.

El taller forma parte de una investigación que Fuguet va a llevar a formato de libro. Los alumnos van a formar parte de las conclusiones y, si así lo desean, «ayudarán a dar forma a este merecido homenaje a una figura clave, que, a pesar de debutar en 1947, sigue teniendo mucho qué decir, enseñar y narrar», apunta el autor de «Mala onda», «Por favor rebobinar» y «VHS», entre otros éxitos literarios.

(*) La ilustración pertenece al artista visual y escritor Fabián Rivas / tomada desde su Instagram @fabrivas

11
0

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*